Armando Bastida

Armando Bastida

Armando Bastida

Al nacer mi hijo mayor, que ahora tiene 11 años, decidí esforzarme en entender su manera de ser y decidí abrir mi mente a la posibilidad de que lo que se ha hecho siempre con los niños estuviera equivocado, y que no debía forzarlo (llanto mediante) a hacer cosas que como bebé no quería ni necesitaba. Así opté por criar y educar, a él y a sus hermanos, de la manera que consideré mejor, pese a no ser siempre del agrado de la mayoría de la sociedad.

Es tanto lo que he aprendido en todo este tiempo, con mis tres hijos, y con Miriam, que una manera de plasmarlo es a través de este libro, que constituye la suma de lo que como padre habría querido leer o escuchar al serlo.